Cómo empezó Casa Monarca y hacia dónde vamos

Desde alrededor del 2013, Nuevo León se ha convertido en un estado clave en el acontecimiento de la migración. Hoy es el sexto estado por el que transitan más migrantes.

Durante el viaje hacia Estados Unidos, y en cualquier etapa del ciclo de la migración que se encuentren, las personas migrantes están expuestas a múltiples abusos y violaciones a sus derechos humanos. Su condición migrante, además, dificulta el acceso a los servicios más básicos.

El grupo fundador de Casa Monarca comenzó sus actividades ante la urgencia de dar respuesta a esta crisis humanitaria desde su propia localidad, la Zona Metropolitana de Monterrey.

A finales del 2014, un grupo pequeño de personas, de manera independiente y voluntaria, comenzó a repartir agua y alimentos a migrantes de Centroamérica que encontraban cerca de las vías del tren, en el poniente de la ciudad.

Su labor humanitaria se unió a la del Dr. Luis Eduardo Zavala cuando llegó en 2015 a Santa Catarina, luego de dedicarse a los Derechos Humanos desde el ámbito académico. Juntos idearon el proyecto de una organización que diera atención integral a los migrantes y defendiera sus derechos.

Casa Monarca se ha caracterizado por su modelo de casa itinerante, pues desde sus inicios ha entregado alimentos y ayuda en los lugares donde encuentra a las personas migrantes. Primero trabajaban en las cocinas de sus mismos voluntarios y ahora rentan una casa y oficina en el municipio de Santa Catarina.

A la entrega de alimentos se suman los servicios de entrega de ropa y calzado, aseo personal, atención médica y orientación jurídica, llevados a cabo en las oficinas. Casa Monarca, además, realiza investigación sobre el tema de migración y participa activamente en la sensibilización y educación de la sociedad civil en torno al acontecimiento de la migración y los derechos humanos de las personas migrantes.

Casa Monarca tiene proyectada la construcción de un albergue para dar acogida a las personas migrantes, con independencia de su nacionalidad, y ofrecer ahí su atención integral. En diciembre de 2016 se bendijo la primera piedra de la construcción. Durante el 2017, se ha fortalecido el trabajo organizacional y los objetivos por áreas, y actualmente nos encontramos en una etapa transitoria para consolidarnos como albergue. Se planea el inicio de la construcción para finales del presente año.

Con el apoyo de aproximadamente 55 voluntarios de base, decenas de voluntarios eventuales, benefactores, gente comprometida y generosa y un pequeño grupo de colaboradores, Casa Monarca busca incansablemente promover la dignificación y empoderamiento de las personas migrantes.

 

PLANEACIÓN ESTRATÉGICA 2017

  1. Procuración de fondos: fortalecer el área de procuración de fondos y buscar fuentes de ingresos regulares.
  2. Formalizar los servicios: formalizar los servicios educativos y de sensibilización con material pedagógico, y a través de la formación de los miembros de la organización.
  3. Tener más alianzas: consolidar redes y alianzas con organizaciones e instituciones externas y ampliar los objetivos de la investigación.
  4. Modelo de atención: consolidar el modelo de atención integral que incorpore los diferentes servicios.
  5. Comunicación interna: profesionalizar la gestión y la comunicación interna.
  6. Proyecto de albergue: desarrollar el proyecto de albergue y completar la construcción.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.